logotipo interway

5 lugares secretos por descubrir en Londres

28 de abril · 0 comentarios

interway_londres

¿Tienes en mente viajar a Londres?

Si desde hace tiempo tienes pensado realizar un viaje al extranjero y tu destino final es la ciudad de Londres, te diremos que es una de esas ciudades en las que no importa que la visites por primera vez, o que hayas estado allí antes. La sensación en esta ciudad tan cosmopolita es que siempre hay algo más por descubrir.

Londres es la capital política y económica del Reino Unido, y es una de las ciudades más visitadas del mundo. Al igual que Nueva York, es una ciudad que ofrece múltiples y variadas posibilidades para todos los que la visitan. Es una ciudad heterogénea formada por un conjunto de barrios que, a modo de pequeños pueblos, encajan unos con otros formando una de las ciudades más fascinantes  del mundo. Verdaderamente es un destino que merece la pena visitar.

Con un pasado imperial, en sus calles está escrita la historia del Reino Unido y de sus colonias. Hoy en día es un crisol cultural, donde la multiculturalidad se respira por cada calle o esquina por la que vayas paseando.

Es una ciudad imposible describir por escrito y por lo que os recomendamos vivirlo y descubrirlo por vosotros mismos. Londres tiene algo que engancha y que gusta a todos los que deciden visitarla: ¡es una ciudad llena de cultura, diversión y color!.

El transporte

Moverse por esta ciudad en transporte público es fácil. Os aconsejamos comprar un bono diario que saldrá mas económico que los billetes simples. Y la otra opción es la de comprar una tarjeta de transporte:

La Travel Card que permite la utilización ilimitada de los medios de transporte públicos durante un tiempo determinado.

La Oyster Card es una tarjeta magnética recargable que simplifica los pagos en los medios de transporte públicos. Subir en los típicos autobuses rojos de dos plantas es algo que no te puedes perder y es además una buena opción para ver la ciudad.

bus_londres

¿Cómo es el tiempo en Londres?

Todos tenemos en mente una imagen de que Londres es una ciudad gris y siempre nublada en la que la lluvia hace siempre acto de presencia, y a decir la verdad, no andamos muy alejados de la realidad.

El tiempo en esta ciudad varía durante el día aunque las temperaturas no suelen ser extremas. Es frecuente ver en un mismo día nubes, lluvia, pasar frío o incluso que salga el sol y pasemos calor. Las lluvias son frecuentes, por lo que os recomendamos llevar siempre un paraguas o un chubasquero, aunque estas no serán muy abundantes ya que lo más normal será encontrarse con una llovizna suave y constante.

Ahora que ya estamos preparados con nuestros paraguas en mano y sabiéndonos mover por esta maravillosa ciudad, os proponemos 5 lugares con mucho encanto por descubrir en Londres y que no son el Big Ben o ir a ver el cambio de guardia en el Palacio de Buckingham:

Neal´s Yard y Seven Dial’s: El rincón más colorido de Londres

Neal’s Yard, es un pequeño oasis de color escondido en el corazón de Londres. Se trata de la zona de Seven Dial’s donde convergen unas 7 calles en Covent Garden. Es uno de los lugares a los que pocos turistas llegan y podríamos decir que se trata de la plaza más colorida y una de las más hippies de Londres.

Su estilo new age recuerda a la persona que le dio vida, Nicholas Saunders, una de las figuras exponenciales del movimiento alternativo en Londres. Todas sus calles están llenas de comercios y pubs muy populares por los londinenses quienes las suelen frecuentar a la salida del trabajo y especialmente los viernes por la tarde.

neals_yard

La granja urbana de Mudchute

Otra gran sorpresa que os podéis llevar en Londres son sus granjas urbanas esparcidas por toda la ciudad. Estas granjas producen cultivos biológicos, cafés con cocina de fusión, pasteles caseros, etc. Son granjas activas y también se realizan eventos como ferias de productos o de equitación. Destacamos la Mudchute Farm, en el corazón del Canary Wharf, justo al lado del distrito financiero de Londres. Tiene su propia escuela de equitación, rebaños de ovejas, cerdos, cabras y llamas andinas que pacen tranquilamente por sus prados. Desde sus verdes colinas se puede contemplar el Támesis o el Observatorio de Greenwich, mientras se degusta un té tradicional con scones o panecillos, mermelada y nata fresca.

Orejas y narices por el Soho londinense

Londres es una ciudad que cuenta con casi de todo, ¡incluso con orejas y narices! Al parecer, el artista londinense Tim Fishlock colocó varias orejas en paredes y fachadas de diferentes calles de la ciudad. Son orejas a tamaño real y al estar pintadas del mismo color que las paredes, resulta difícil de localizar. Dos de ellas se encuentran en Floral Street, en Covent Garden.

Y si, ¡Londres también tiene más de un par de narices! Actualmente quedan 10 de las 35 que inicialmente formaban parte del proyecto de Rick Buckley en el 1997 en protesta a la instalación de cámaras de CCTV (cámaras de vídeo vigilancia) por todo Londres, haciendo que la ciudad pareciera un “Gran Hermano” según el autor (un gobierno demasiado “nosey“). Y si hacemos caso a la leyenda: el que encuentre las 7 narices del Soho conseguirá infinita riqueza…

Una octava nariz se encuentra en Admiralty Arch, entre Trafalgar Square y The Mall colocada a una altura considerable, siendo solo posible tocarla por los guardias a caballo que pasan por The Mall en los actos oficiales.

Cereal killer café

Un nuevo café en Londres, regentado por los gemelos Alan y Gary Keery. Su gran especialidad es que sólo sirven tazones de cereales. Disponen de 120 tipos de cereales de todo el mundo, y te preparan el perfecto tazón de cereales, pudiendo elegir entre 30 diferentes variedades de leche y 20 condimentos distintos.

Se inauguró hace poco en Brick Lane y está teniendo un gran éxito. El local es un santuario dedicado a los años 80, suena Transvision Vamp en el tocadiscos y hay cuadros de series de ficción realizados en cereal colgando de las paredes, junto a estanterías llenas de paquetes de cereales de los 80 y 90.

cereal-killer-cafe

St. Bride’s y el origen de las tartas de boda

¿Sabéis cuál fue el origen de la típica tarta de boda de varios pisos? A principios del siglo XVIII, un joven aprendiz de pastelería, Thomas Rich, decidió impresionar a su futura esposa, creando una tarta para el día de su boda inspirada en la torre del campanario de la iglesia que veía todos los días desde su pastelería. Y es así como la torre de la iglesia de St. Bride’s se convirtió en el modelo de todas las tartas de boda.

En la Inglaterra medieval era costumbre apilar diferentes tartas, unas encima de otras, para que alcanzaran una gran altura. Después los novios tenían que besarse sobre el pastel y si conseguían hacerlo sin destrozar el pastel, se consideraba señal de una vida larga y próspera.

¿Tienes pensado ir a Londres este verano? Si quieres saber quién va a compartir destino contigo en el Reino Unido, ¡usa el hashtag #interwayersuk en tus redes sociales! ¡Nos vemos en Londres!

 

Busca en nuestro blog

Únete a la comunidad Interway

Suscríbete a nuestra NewsLetter

Suscribirse