logotipo interway

Mar: sueños cumplidos

16 de junio · 0 comentarios

Mar es una de nuestras estudiantes Top Student. Queremos que sepáis un poco más sobre su aventura americana.

Mi nombre es Mar. Cuándo tenía 13, mi familia me dio la opción de irme a Estados Unidos, y lo primero que hice fue llorar. No quería ni pensarlo, que hacía yo un año sola en Estados Unidos. La conversación siguió con otros temas pero yo le seguía dando vueltas. A lo mejor un año no sería tanto y me lo pasaría genial y haría recuerdos inolvidables. La idea de irme fue de mi hermano, que el con mi edad se iba un mes cada verano a diferentes familias de Estados Unidos, y aunque su sueño era irse un año entero, no le dejaron entonces peleo para que a mi si que me dejaran. Y yo cuando me contaba todas sus experiencias y recuerdos y aventuras y todas las memorias yo flipaba me encantaba pero no me veía yo sola ahí.

Podría escribir un libro sobre todo lo que me ha pasado, experiencias, vivencias antes y después de mi viaje a Idaho, que fue mi maravilloso estado que ahora veo como mi segunda casa, pero me estaría desviando mucho del tema. Después de convencerme a mi misma de irme y convencer a mis padres y familia todo estaba empezando a formarse.A los 13 me dan la propuesta para irme a estudiar, y a los 14 en agosto ya estaba en el aeropuerto de Barajas despidiéndome de mi familia para casi un año.

Ahora es cuando voy a hablar de mi gran experiencia, mi sueño cumplido realidad, mi fascinante viaje, mi gran encuentro con una parte de mi que ha ido creciendo a pasos agigantados, mi absoluta independencia, mi empatía con el mundo que me rodea, la madurez que ahora sé que me acompaña, mi más sentida complicidad con el encuentro de personas de otras culturas y en mi caso religión (familia de mormones). En resumen, mi crecimiento personal.

Primero tengo que decir que las primeras dos semanas tenía un jet lag increíble pero aún así, al día siguiente de venir tuve entrene de fútbol para ver si entraba en el equipo o no. Entrar en mi equipo marcó un comienzo increíble en esta aventura y de ahí saqué amistades que se que nunca perderé, y ahí mi grupo de mejores amigas. Tuve que aprender a cuidarme por mi sola, y mi mentalidad cambio completamente. Yo siempre he sido una chica muy muy social pero nunca había estado en una situación donde no conocía a nadie y ni siquiera hablaban mi primer idioma pero si tenía algo claro es que eso no era excusa para hacer amigos y me lancé. Me propuse aprenderme todos los nombres de todas las jugadoras de mi equipo y lo conseguí, me propuse hacer por lo menos un amigo en cada clase y lo hice, y lo que quiero decir con esto es que de verdad salí de mi comfort zone y me alegro mucho.


Este año viviendo fuera ha cambiado mi perspectiva en muchísimos aspectos de la vida. Soy extremadamente afortunada y estoy plenamente agradecida por toda la gente que ha hecho esto posible como Interway y mi familia. Os he mandado un vídeo con muchos amigos míos diciendo porque debería ganar y un punto que mencionan es que no he tenido mucho tiempo. Han sido casi 11 meses y eso es un montón pero he estado en el colegio o estudiando y cuando eran vacaciones solía estar nevando. Hice muchísimas memorias y millones de aventuras pero cosas que molan hacer en Idaho como irse a hacer hikes o pescar o bañarse todo eso no se puede hacer cuando estamos en el cole. Otro punto es que he hecho amigos increíbles.

Un buen consejo que me dijo alguien antes de irme fue: Mar hazte más de un grupo de amigos, ósea tienes que tener varios grupos de amigos, y seguí esas sabias palabras hasta que me volví a España. Una de los mejores consejos que me dieron fue ese y es porque yo cuando tenía ganas de hacer algo tenía varios grupos de amigos con los que podría ir, y incluso yo hice que diferente gente se hiciese amigos de otros! Mis amigos fueron súper importantes para mi y la mitad son Júniors que significa que el año que viene se gradúan y si no voy a visitarles se irán a vivir en otros estados y no se si podré verles a todos otra vez.

Pero lo más importante es mi familia. Mi familia fue la pieza que encaja perfectamente con el puzzle de mi vida. Yo tengo dos hermanos mayores y siempre he sido la pequeña, y de ahí pase a ser la más mayor de cuatro y fue un cambio gigante. Les he visto crecer durante once meses y aún me queda mucho que vivir con ellos. Sin duda desde el primer momento que les conocí sabía que todo iba a ir genial y así fue. Me encantaría verles muchas más veces durante mi vida. Con todo esto dicho, creo que yo debería ganar porque seguro que lo aprovecharía tanto que no tendría tiempo ni para hacer fotos!

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Busca en nuestro blog

Únete a la comunidad Interway

Suscríbete a nuestra NewsLetter

Suscribirse